Sufre la batería de un smartphone por cargarla todas las noches?

Las baterías pertenecen a los elementos más destacables de nuestro teléfono, de ellas es dependiente que sigan encendidos y que tengan una soberanía decente, de esto viene que sean las que acumulan más mitos alrededor de ellas. Los tiempos de las cargas, los comportamientos que causan su degradación…

Posiblemente el más escuchados es el relativo a las cargas a lo largo de la noche. Termina el día, dejamos el dispositivo móvil sobre la mesita de noche y, de forma automática, lo conectamos al cargador para que recupere otra vez toda su energía. Un accionar que va asociado comunmente a que el teléfono no se desconecta hasta la mañana. Pero, ¿esto es verdaderamente malo para la batería?

ÉRASE UN DISPOSITIVO MÓVIL A UN CARGADOR PEGADO

Con las baterías se cumple ese popular dicho de “cría fama y échate a reposar”, ya que la mayor parte de mitos que las cubren tienen relación con tecnologías que ya se dejaron en el pasado, como las anteriores baterías de níquel-cadmio. Con las generaciones recientes de iones de litio, y también con las de polímero de litio, no se produce nada de lo que ocurría en el pasado.

Por ejemplo falsas aclaraciones que hay que desterrar, una de ellas es la de las largas cargas. Las baterías no sufren hoy en dia por periodos largos de carga, como los que hacemos a lo largo de la noche, y la causa de esto es que no se sobrecalientan como las anteriores pilas para gadgets electrónicos. Las recientes son tan capaces que desconectan el fluído de entrada de energía en relación llegan al tope de su carga.

Tanto si disponemos de carga ligera como si nuestro teléfono carga a agilidad habitual, la batería va a dejar de recibir energía del cargador en relación alcance el 100% de su aptitud y sólo va a volver a iniciarla en relación este nivel de batería descienda. Por consiguiente, es habitual que durante la noche, la batería de nuestro teléfono tenga una carga extendida hasta llegar al tope y después pequeñas cargas. De esto viene que, al despertarnos, la encontremos al 100% y fría.

No sucede nada por cargar el teléfono toda la noche porque verdaderamente no carga, sólo lo hace hasta que la batería está llena

Esto no supone que lo aconsejable sea conectar la batería al cargador cuando sea rigurosamente primordial, y que desconectemos el teléfono en relación hayamos obtenido el 100%. Pero de ahí a que la batería logre dañarse por estar un largo tiempo conectada, hay bastante paseo. No debemos tener miedo por la vida de la batería si pasa largos periodos de tiempo conectada al cargador.

De hecho, este mito además desmonta otro que dice que debemos llevar a cabo una primera carga muy extendida de la batería cuando desempaquetamos nuestro dispositivo móvil. Si la batería deja de cargar cuando llega al 100%, hacer una primera carga extendida es totalmente inservible. Las largas cargas de batería a lo largo de el estreno son cosa del pasado, como además el mito de que no debemos cargarla hasta que llegue al 0% de su aptitud.

CARGAR LA BATERÍA CUANDO ESTÉ TOTALMENTE DESCARGADA

Otro de los mitos heredados por las baterías hoy en dia es el relativo al efecto memoria de las mismas. Un efecto que se producía cuando cargábamos una batería que no se encontraba totalmente descargada y que ocurría por la construcción de cristales en el interior de nuestra pila. Estos cristales se originaban por reacciones químicas al calentarse nuestra batería a lo largo de la utilización, y además gracias a las malas cargas.

Con las baterías de iones de litio o polímero de litio no se produce el efecto memoria, de ahí que no sea primordial aguardar a que se descarguen al 100% para luego conectarlas al cargador. Tenemos la posibilidad de cargar la batería cuando y como deseamos, y nuestra batería no va a experimentar más grande desgaste que el producido por nuestro tiempo de vida de las mismas.

Ni aguardar a que la batería llegue a su fin, ni hacer largas cargas cuando los compramos. Varios mitos sobre las baterías de los celulares son sólo eso, mitos.

En este momento, como mencionábamos antes, que no se genere efecto memoria no quita para que haya consejos servibles para la carga de nuestras baterías. Ponerlas a cargar cuanto están entre el 40% y el 80% de su aptitud sí es bueno, ya que les restamos estrés y prolongamos su historia servible, aunque este truco tampoco genere milagros con apariencia de baterías eternas e indestructibles. Bajar una batería completamente sólo es ya servible si vamos a calibrarla.

De esta forma ya que, como observamos, las novedosas generaciones de baterías que nos se asocian ya hace ya muy tiempo fueron desmontando los mitos relacionados con tecnologías desfasadas o totalmente desplazadas. Larga vida al litio, más que nada en este momento que puede hacerse sólido y incrementar desde su duración hasta su eficiencia. Y no les preocupéis tanto por las baterías, la tecnología asociada a ellas además evoluciona, aunque no se le preste tanta atención de los departamentos de marketing.

Add a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *